APETITO EMOCIONAL: MINI SALUD

Cuando estás triste o estresado… ¿qué te levanta el ánimo? Si la respuesta es comer, entonces es que sufres de apetito emocional. Pero, ¿por qué estos alimentos nos hacen reaccionar de este modo? Un grupo de investigadores y neurofísicos han dado con la respuesta. Sigue leyendo este curioso artículo para descubrir el porqué.

apetito-emocional
Apetito emocional

Hormona del estrés

Adivina dónde se encuentran los receptores de las hormonas del estrés. Efectivamente, en las papilas gustativas, que son las mismas que detectan los diferentes tipos de sabores: salados, dulces, amargos y ácidos. Por tanto, cuando nos estresamos, se activan estos receptores hormonales y, por ende, las papilas gustativas hacen lo propio.

Emociones

También cuando estamos deprimidos, necesitamos comer. Y esto se debe a unas células que se encuentran también en las papilas gustativas y por las que nos sentimos atraídos. Concretamente, estas se encuentran en la zona de lo dulce, lo que explica la necesidad de comer chocolate, por ejemplo, en los momentos de bajón.

De modo que esta ansia por comer en determinadas situaciones tiene una respuesta y un razonamiento científico. Si alguna vez te ves en esta situación y anhelas comer todo lo que tienes a tu alrededor, que nadie te diga lo contrario.

COPYRIGHT © RUBÉN S.
Foto Por Cortesía: Clipart

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leave a comment
scroll to top